Cineconchile.com ya no está disponible aquí. Por favor intente cineconchile.wordpress.com en su lugar.

Lo mejor del cine sudamericano

Si bien el cine de América del Sur goza en la actualidad de un importante reconocimiento por parte de la crítica, esto se consiguió luego de décadas de trabajo arduo en condiciones que distaban de ser las óptimas. El fuerte desarrollo del cine independiente, a través del financiamiento estatal, estableció un punto de inflexión para el surgimiento, más tarde, de producciones comerciales.

Los comienzos

Los primeros pasos del cine en la región tuvieron lugar en los dos principales mercados de producción audiovisual: Brasil y Argentina. Los cineastas de ambos países se inspiraron en el trabajo de directores mexicanos como Toscano Barragán, en los comienzos del siglo XX, y Emilio Fernández, durante los años '40, que marcaron el camino en lo que respecta al cine con gran impacto comercial.

La década del '60, en cambio, dio origen a movimientos que buscaron "refundar" el cine de Sudamérica, adoptando elaborados cánones estéticos y un fuerte aporte de la crítica intelectual. El Tercer Cine buscó alejarse de la superficialidad de las producciones de Hollywood, e incorporar además temáticas sociales y revolucionarias, de la mano de directores de cine reconocidos, como el argentino Fernando Solanas.

La popularidad a nivel internacional

El salto del cine sudamericano a las primeras planas de la prensa especializada tuvo lugar, fundamentalmente, con el comienzo del nuevo milenio. La aparición de superproducciones que consiguieron la aprobación del gran público y se convirtieron en sucesos de taquilla, junto con la mayor difusión de estas obras por medio de Internet, permitieron la llegada de muchas de estas películas al circuito comercial europeo y norteamericano.